fbpx

Cambio climático impacta biodiversidad

El cambio climático es ahora, y de cuánto nos preparemos para establecer formas de adaptación a medida que se agudiza su impacto, depende nuestra calidad de vida. La biodiversidad es el capital a cuidar.

Cada país debe interesarse por conocer cómo y en qué magnitud están manifestándose u ocurrirán esos pronósticos mundiales relacionados al cambio climático, un término que ya dejó de ser novedad, pero que muchosaún asocian a un acontecimiento futuro.

Expertos que esta semana se reunieron en Managua para conocer hallazgos preliminares de dos estudios enfocados en analizar el impacto del fenómeno climatológico global en la camaronicultura y la producción de conchas negras de nuestro país, coinciden en que urge que la adopción al cambio climático se ubique en la agenda prioritaria de nación.

Para el ecólogo Martín Lezama, miembro fundador de la Sociedad Mesoamericana para la Biología y la Conservación, SMBC, Capítulo Nicaragua, las investigaciones son un campanazo que advierten que no nos podemos quedar esperando que nos alcancen los acontecimientos, ni tampoco limitar las medidas de planificación a los pronósticos hemisféricos porque ha quedado en evidencia en el estudio «Adaptación al Cambio Climático en el Estero Real, caso: camaronicultura», que son enormes las variaciones cuando se analiza el fenómeno desde lo local.

«La escala del cambio climático es clave determinarla… hay más incertidumbre cuando uno trata de bajar en términos técnicos los resultados de los análisis o modelos de cambio climático hemisféricos» dice Lezama refiriéndose a que necesitamos sub dividirnos y establecer prioridades de cara a definir políticas, programas y proyectos de adaptación. Y pone como ejemplo que el modelo global estaba prediciendo un cambio de temperatura entre 5 y 6 grados, pero con el estudio se determinó que en la zona de El Golfo de Fonseca ya hay una variación de 3.6 grados lo cual advierte que el proceso va más acelerado de lo que el modelo ha predicho.

*Producción en sintonía verde *

También advirtieron que en este momento, al margen del impacto, climático preocupa más el daño a los ecosistemas por mano del hombre, por lo que se planteó urgentemente la promoción de prácticas productivas adecuadas.

Ambos estudios tendrán resultados definitivos en aproximadamente un mes pues forma parte de los intereses de organismos como la FAO, que atienden el tema de Seguridad Alimentaria. Según Lezama las proyecciones del cambio climático relacionados a la productividad pesquera, camaronera y agrícola revelan impactos «muy severos».

De allí que este tipo de investigaciones marquen un punto de arranque para que el país y la región definan estrategias.

Lezama destacó que estos estudios «aportan conocimiento actualizado y nacional de lo que está pasando en estos sitios como el Estero Real… tiene como único objetivo que todos los conservacionistas, entidades y sociedad civil tomen en cuenta esta información calificada a la hora de crear mejores condiciones, tanto para las personas que viven de la camaronicultura, como las que viven de la extracción de la concha negra», dijo Lezama.

*En busca de soluciones

*Para Reyna Hernández, Presidente de Anerfa, la apuesta es al intercambio de experiencias en biodiversidad y cambio climático, con lo cual fomentan el debate y se plantean soluciones ante los problemas ambientales.

«A partir del 2007 nos hemos enfocado en temas relacionados con la Gestión Integrada de los Recursos Hídricos, GIRH, a nivel local y nacional, ajustándonos después a la GIRH como una herramienta de adaptabilidad al cambio climático, desde la óptica de los ecosistemas, la biodiversidad, todo coordinado con nuestros miembros y exbecarios, no miembros que trabajan en el tema de biodiversidad y vida silvestre», dijo Hernández.

Asimismo, ambas asociaciones buscan fortalecer acciones a nivel nacional y regional de forma que se pueda llegar a más profesionales con el interés común en la biodiversidad, efectos del cambio climático y que a su vez conservan excelentes nexos con instituciones y universidades en Alemania y la región mesoamericana.

Los trabajos están siendo realizados por exbecarios de la República Federal de Alemania. El licenciado Juan Ramón Bravo, del Centro de Investigación de Ecosistemas Acuáticos-UCA y el licenciado César Hernández, de la Universidad Nacional Autónoma de León, son los autores.

noviembre 15, 2011

Leave a reply